• 24-02-2024
  • Buenos Aires, 15°C

Gimnasia CR cada vez más frio

Una cachetada de dos puntos convertida por el alero Alejandro Ferrari en el mismo sonido de la chicharra, le permitió a Regatas de San Nicolás llevarse una gran victoria ante Gimnasia y Esgrima de Comodoro Rivadavia por 96 a 94 en uno de los cinco partidos que anoche dieron continuidad a la 26ta. fecha de la segunda fase de la competencia.

Antes de comenzar el encuentro, el presidente del club Gimnasia y Esgrima, Mario Rodrigo, le hizo entrega de un reconocimiento al seleccionador nacional Rubén Magnano, por el magnífico logró que conquistó con el equipo argentino en el Mundial de Indianápolis.

Fue un primer cuarto técnica atípico. Gimnasia trató de tomar las acciones del encuentro y mediante el goleo de Jervaughn Scales y Stanley Easterling, manejó con certeza el encuentro.

Sin embargo, fue Regatas el que se llevó el primer cuarto de juego, y con el ingreso de Pedro Calderón por Alejandro Ferrari, el visitante se fue adelante en los primeros diez minutos de juego por 23-22.

En el segundo cuarto, Regatas estableció una pequeña luz de diferencia de 8 puntos, a través de los puntos de Calderón en la zona pintada y los triples de Daniel Arenas.

Y fue así que el equipo de Horacio Castro se fue al descanso con un 47-44, resultado ajustado pero que le permitió irse adelante en el marcador al término de los primeros veinte minutos.

Gimnasia, intentó achicar la diferencia, con sus jugadores externos, pero algunos errores en el ataque lo privaron llevarse los primeros 20´ del encuentro adelante en el resultado.

En el entretiempo, la joven futbolista Juliana Rodríguez realizó una exhibición demostrando todo lo que puede hacer con una pelota, que fue el deleite del público que se acercó hasta el Socios Fundadores.

Luego del descanso largo, Gimnasia volvió a intentar achicar en el resultado, pero Regatas, con muy poco en ofensiva siempre estuvo arriba en el marcador. Para colmo de males, el local tiró mucho de afuera y marró, por lo que el visitante aprovechó esas circunstancias para anotar canastas y llevarse el tercer parcial por 28-24.

Un tiro de tres puntos convertido por Steve Anderson puso a Gimnasia 74-75, pero Regatas de contragolpe respondió con una canasta de Cristian Sánchez.

Luego Eloy Martín metió un triple, pero del otro lado el ‘Búho’ Arenas encestó otro tiro de tres puntos, lo que hizo que el partido se convirtiera en ida y vuelta.

Gimnasia defendió mejor y fue por eso que se puso a un punto, pero Calderón ganando segundas opciones aprovechó para anotar en la pintura.

A falta de 1´ para el final del encuentro Scales fue a la línea anotó los dos libres y puso una vez más a Gimnasia adelante en el marcador 94-93.

Gimnasia 94: Martín 20, Anderson 13 Minzer 8, Scales 21 y Easterling (x) 16 (fi); Saúl 12, Zalaya 4, Haag 0 y Valdéz 0. DT: Enrique Tolcachier.

Regatas 96: Iglesias 8, Sánchez 19, Rodríguez 2, Ferrari 9 y Thorton 14 (fi); Calderón (x) 23, Arenas 14, Fernández 0, Guizio 7, Requejo 0. DT: Horacio Castro.

Parciales: 22/23, 44/47 y 68/75.
Arbitros: Pablo Estévez y Javier Mendoza.
Estadio: Socios Fundadores.


Más aburrido que ganarle a Andino


Ben Hur no tuvo ningún tipo de problemas de ganarle a Andino de La Rioja por 94 a 63 y de esa manera regresó al triunfo. Además, extendió la racha positiva jugando en el Coliseo del Sur.

¿Quién se puede divertir en un partido ante Andino? Nadie, definitivamente nadie. Ni los propios jugadores de Andino ni los jugadores rivales ni la gente ni los periodistas. Nadie.

Fundamentalmente, porque -como se dice en el campito- no hay comparación. Todos los que anoche estaban en el Coliseo sabían quién iba a ganar. Es decir que un partido con Andino es un verdadero acto de buena voluntad.

Buena voluntad de los jugadores de Ben Hur que jugaron todo lo “en serio” posible. Claro que eso a veces es contraproducente, como los 20 puntos en 10 minutos (el tercer cuarto) de Agudo, que jugó demasiado en serio durante ese tiempo.

Buena voluntad de la gente que pagó su entrada para ver un partido sin sentido y se comió el frío a la salida.

Buena voluntad, incluso, de los jugadores de Andino que a pesar de saber que siempre van a perder, juegan los 40 minutos con una dignidad digna de destacar.

Buena voluntad de Guillermo Narvarte que aprovechó para darle muchos minutos en cancha a Saad (un relevo que cada vez avanza un poco más).

Le dio libertad, tiempo y soltura para que jugara sin presiones y el pibe aprovechó todo.
Ben Hur no tuvo el más mínimo inconveniente para quedarse con un triunfo cómodo y volver a la victoria en su casa. El resto no deja de sorprender, porque parece mentira que Andino sea parte de la Liga subcampeona del mundo. Cosas que pasan solamente en la Argentina. Y que lamentablemente van a seguir pasando.

Ben Hur (94): Fernando Posetto 10, Edgardo Agudo 26, Fabián Saad 13, Dwight Mc Cray 5, Walter Storani 23 (fi); Danilo Delset 8, Lucas Martina 4, Guillermo Graglia 5 y Andrés Fáes 0.

Andino (63): Marcos Casini 0, José Chaila (x) 15, Claudio Manrique (x) 4, Anthony Bishop 28, Martín Anrique 6 (fi); Julián Espeche 7, Guillermo Casini 0, Bruno Guardia 3 y Sebastián Gutiérrez 0. DT: Enrique Rodríguez.

Parciales: 29-13, 49-35 y 79-52.
Árbitros: Darío Rodríguez y Eduardo D´Atri.
Estadio: Coliseo del Sur (Ben Hur)

Fuentes: Diario El Patagónico y La Opinión.

COMENTARIOS (1)

Adrián Lo Tártaro 12/04/2003

Me parece que el que escribe el comentario de Ben Hur de básquet conoce poco y nada. Hablar de que esta es la Liga Subcampeona del Mundo es lo mismo que confundir un gato montés con monté un gato pues aquel logro fue el cosechado por jugadores argentinos en el exterior a tal punto que si hoy se va con un seleccionado propio terminaríamos cualquier mundial en el último puesto. Me parece que antes que hablar de Andino debería conocer un poco más de historia de la liga ya que ponerse a defender a los delincuentes de la ADC sinceramente me da vergüenza como argentino y amante de este deporte. Cómo se nota que Ben Hur es uno de los más beneficiados por este triste sistema ....

Responder

DEJA UN COMENTARIO